Dark Circus, un circo sin estrellas

Dark Circus Stereoptik, espectáculo de Dark Circus que se presentó en el Festival de Avignon, en Francia. (Foto: Web oficial de Dark Circus)

Dark Circus es la creativa apuesta de los franceses Romain Bermond y Jean-Baptiste Maillet. Ellos construyen, en vivo, una historia con elementos sencillos como crayones, tinta y música

Por Ana Valenzuela Chamorro.

Romain Bermond y Jean-Baptiste Maillet aparecen frente a una discreta mesa y algunos instrumentos musicales, uno al extremo del otro, en medio de ambos, un écran. Eso es todo lo que viste un escenario negrísimo. Las luces se apagan.


Un tacho de luz se posa sobre la mesa de trabajo de los artistas, las imágenes de una carpa de circo empiezan a dibujarse sobre la pantalla. Cada pincelazo parece intensificarse con el acorde de la música que la acompaña. Sincronización y complicidad.

Entonces aparece una niña, ella va de la mano de su cabizbajo padre. De pronto, una antigua furgoneta aparece anunciando que el circo ha llegado al barrio, un guiño a los recuerdos de infancia. “Los artistas han venido del mundo entero para una presentación única y excepcional”, se escucha desde un megáfono. Promesas alejadas de la realidad.

El circo, literalmente en blanco y negro, muestra números con un final infeliz: los lanzadores de cuchillos no aciertan, la trapecista cae estrepitosamente, el domador de leones termina en la mandíbula del animal que parecía domesticado y el caballo termina escapando del rodeo. ¿El objetivo es mantener al público triste?

¿Todo está perdido? No, la esperanza llega con un misterioso malabarista, quien al tocar una bola roja empieza a darle color a ese mundo cargado de pesares, a ese mundo que parece enfermo y cansado de tanta oscuridad.

Esta mágica apuesta de los talentosos Romain y Jean-Baptiste dura una hora y ya ha conseguido elogiosos comentarios tras su presentación en la reciente edición del Festival de Avignon. Ellos y sus crayones, tinta, papel, muñecos de cartón y manivelas presentan un mundo ficticio, en el que la invitación a debatir y reflexionar sobre la realidad están siempre presentes.

Dato
STEREOPTIK fue creado en el 2008 por los artistas visuales y músicos Romain Bermond y Jean-Baptiste Maillet. Desde entonces, la dupla ha construido sus espectáculos bajo la mirada del público. Con esta apuesta, en la que la música y la historia son los protagonistas, los artistas se acercan a públicos de diferentes nacionalidades y edades.

Sé el primero en comentar

Your email address will not be published.